domingo, 5 de diciembre de 2010

Determinación del Costo Unitario











clip_image001


Los costos fijos y los costos variables
Costos fijos. Son periódicos. Se suele in­currir en ellos por el simple transcurrir del tiempo. Ejemplo: renta de locales, salarios, gastos de mantenimiento, de­preciaciones y amortizaciones.
De una manera general, se podrían identi­ficar como costos fijos en una balanza de comprobación los siguientes:
a) Gastos indirectos de fabricación
b) Gastos de venta (costos de distribu­ción).
c) Gastos de administración (costos de administración).
d) Gastos financieros (costos financieros).
Cualquiera que sea el volumen de pro­ducción que se pretenda lograr, estos cos­tos no pueden evitarse.
Costos variables. Son los que están directamente involucrados con la pro­ducción y venta de los artículos, por lo que tienden a variar con el volumen de la producción.
Se podrían identificar en una balanza de comprobación las siguientes cuentas:
a) Materia prima consumida.
b) Mano de obra directa.
Al sumar estos dos elementos del costo obtenemos el costo primo (materia prima directa más mano de obra directa).
La suma de ambos costos (fijos y va­riables) nos da como resultado los costos tota les.
Costos
Tota les = Costos fijos + Costos variables

Los costos directos e indirectos
Esta clasificación de costos se realiza de acuerdo con la forma en que cada elemen­to interviene en el producto elaborado:
Costos indirecto. Son aquellos que complementan el artículo producido y cuya cantidad y valor no es posible pre­cisar dentro de cada unidad elaborada (en este caso tiene sus excepciones, como sucede con materiales de poco valor que sí se pueden identificar en la unidad terminada, pero resulta costosa o impráctica su localización). Podría­mos empatar en esta clasificación a los costos fijos.
Costos directos. Son aquellos que pue­den ser identificados, en cuanto a can­tidad y valor, en cada unidad produci­da; o por lo menos su intervención en el artículo terminado es importante por su cantidad y valor. Empatando con la primera clasificación, en este rubro en­contramos generalmente a los costos variables.
Cálculo del costos unitario
Sistemas de valuación de inventarios
a)Sistema de costeo absorbente.
b) Sistema de costeo directo.
a) Sistema de costeo absorbente
Bajo este sistema el costo se integra con todas aquellas erogaciones directos y los gastos indirectos que se consideren incu­rridos en el proceso productivo. La asig­nación del costo del producto se hará al combinar los gastos incurridos en forma directa con los gastos de otros procesos o actividades relacionadas con la produc­ción. Por lo tanto, los elementos que forman el costo de un artículo utilizando este sistema son los llamados elementos del costo de producción:
1. Materia prima directa.
2. Mano de obra directa.
3. Gastos indirectos de fabricación.
El costo total está formado por el costo de producción (los tres elementos) más los gastos de venta (costo de distribución) y gastos de administración (costo de ad­ministración).
Es decir, si los costos totales de la em­presa son iguales a los costos fijos más los costos variables, no es difícil suponer
que el costo total unitario es igual a la suma del costo fijo unitario más el costo variable unitario.
La estimación del costo unitario permi­te al empresario elaborar presupuestos de operación de la empresa, así como estable­cer el programa tentativo de producción.
El costo fijo unitario se puede calcular de varias formas. Se puede tomar el total de los costos fijos realizados el mes ante­rior. Esta cantidad se divide entre el núme­ro de productos elaborados en el mismo mes o por la cantidad de productos que se estima que se lograrán producir durante el mes que se programa. Este es un cálculo del costo fijo unitario muy sencillo y direc­to. Sin embargo, éste no es el único tipo de cálculo. Hay otras formas de calcular el costo fijo unitario.
Se puede calcular mediante la suma de todos los horas de trabajo empleadas. Los costos fijos de la empresa se dividen entre el total de horas trabajadas, para obtener el costo fijo por hora trabajada.
Luego se calcula la cantidad de tiempo que se requiere para que se transformen las materias primas en el producto termi­nado. Finalmente, se multiplica el costo fijo por hora trabajada por la cantidad de horas necesarias para producir la unidad del artículo. El resultado es el costo fijo unitario.
Como puede apreciarse, en ambas formas de cálculo el costo fijo unitario se efectúa un prorrateo; es decir, se reparte proporcionalmente la cantidad de los cos­tos totales de la empresa entre los pro­ductos elaborados. Los costos se pueden prorratear cuando se producen unidades homogéneas.
Si se producen unidades diferentes debe hacerse un cálculo para cada clase de producto.
Una vez que se tiene el costo fijo unita­rio y el costo variable unitario se calcula el costo total unitario:
Costo total unitario =
Costo fijo + Costo variable unitario
Obtenido el costo total unitario del pro­ducto, se puede calcular la utilidad neta unitaria:
Utilidad neta unitaria =
Precio de venta - Costo total unitario
El manejo de toda esta información, a tra­vés de la contabilidad de costos que se im­plante en la empresa, permite establecer precios adecuados para los productos.
b) Sistema de costeo directo
Bajo este sistema el costo debe tomar en consideración los elementos siguientes:
1. Materia prima consumida.
2. Mano de obra directa.
Gastos de fabricación que varíen en relación con los volúmenes producidos (variables).
Efectos fiscales en la elección del sis­tema
El artículo 45-A de la Ley del ISR reconoce dos sistemas para valuar los inventarios:
1. El sistema de costeo absorbente sobre costos históricos o predeterminados.
2. El sistema de costeo directo con base en costos históricos.
En términos fiscales, la elección del siste­ma de costeo tiene como principal efecto el que corresponde al momento en que se pueden deducir los gastos de fabricación fijos, y que se muestra en el siguiente es­quema:
Gastos de fabricación fijos:
Costeo absorbente
Se incluyen dentro del costo del producto, por lo que se deducen en el ejercicio en que se enajena el producto (costo de ventas).
Costeo directo
No se incluyen dentro del costo del pro­ducto, sino que se consideran dentro del resultado de operación; por lo tanto, se deducen en el ejercicio que se efectúan dichos gastos, aun cuando el producto no haya sido enajenado.
A continuación se presenta el esque­ma del procedimiento para determinar los costos unitarios bajo el sistema de costeo absorbente, así como un caso práctico en el que se explica en forma detallada y pre­cisa dicho esquema.
Proceso
Actividad
Formato a utilizar
1. Determinación de costo de materia prima unitaria. 1.1 Realiza explosión de materiales del producto a costear. 1.1 Explosión de materiales.
1.2 Anotar total en carta maestra. 1.2 Carta maestra.
2.1 Realizar hoja de proceso del producto a costear. 2.1 Hoja de proceso.
2.2 Anotar días y horas laborables en la empresa. 2.2 Det. de días y horas laborables.
2.3 Calcular el costo por hora de mano de obra. 2.3 Det. costo por hora de mano de obra.
2.4 Dividir el costo por hora de mano de obra. 2.4 Carta maestra.
a) Entre 60 para obtener el costo por minuto.
b) Multiplicar costo por minuto por los minutos que se invierten en cada operación.
c) Sumar los costos de mano de obra
2. Determinación de mano de obra unitaria. 2.5 En caso de no contar con tiempos de cada actividad y la materia prima sea un costo relevante:
(a) Determinar el total de mano de obra del periodo. (a) Balanza de comprobación acumulada, o estado de producción y ventas.
(b) Identificar el costo de materia prima utilizada (consumo de materia prima). (b) Estado de costo de producción y ventas.
(c) Determinar factor de prorrateo y anotar el resultado en carta maestra. (c) Carta maestra.
(d) Multiplicar factor de prorrateo por materia prima unitaria y anotar el resultado en carta maestra.
(e) Sumar el costo de mano de obra en carta maestra.
3. Determinación del costo primo unitario. 3.1 Sumar el total de materia prima y el total de mano de obra, anotarlo en carta maestra. 3.1 Carta maestra.
4. Determinación de gastos. 4.1 Determinar el total de gastos de fabricación. 4.1 Balanza de comprobación acumulada, o estado de costo de producción y ventas.
4.2 Elegir la base de prorrateo de los gastos de fabricación.
4.3 Determinar el factor de prorrateo y anotarlo en carta maestra. 4.3 Carta maestra.
4.4 Multiplicar el factor de prorrateo por la materia prima unitaria y anotar el resultado en carta maestra. 4.4 Carta maestra.
5. Determinación del costo de producción unitario. 5.1 Sumar el total de costo primo más gastos de fabricación. 5.1 Carta maestra.
6. Determinación de los gastos de operación unitarios, (gastos de venta, gastos de administración). 6.1 Determina el total de gastos de operación. 6.1 Balanza de comprobación acumulada, o estado de resultados.
6.2 Calcular factor de prorrateo en función a la base elegida y anotar en carta maestra. 6.2 Carta maestra.
6.3 Multiplicar el factor de prorrateo por la base elegida. 6.3 Carta maestra.
7. Determinación del costo total unitario. 7.1 Sumar el costo de producción más los gastos de operación. 7.1 Carta maestra.
8. Determinación del margen de utilidad unitario. 8.1 Anotar el margen de utilidad deseado en porcentaje y multiplicar éste por el costo total. También puede anotarse la diferencia entre el precio de venta ya establecido y el costo total. 8.1 Carta maestra.
9. Determinación del precio de venta. 9.1 Sumar el costo total más el margen de utilidad. 9.1 Carta maestra.